Secciones
Historial

Mostrar historial


Mural infantil “Las carabelas de Cristóbal Colón”.

Publicado: 09-10-2009

Este mural fue pintado entre 1957 y 1966 con piroxilina. El lenguaje plástico que usa Siqueiros apoya sus convicciones políticas.


CHETUMAL.- “Las bibliotecas públicas son el espacio idóneo para difundir los valores de México, porque los usuarios acuden con disposición para asimilar lo que ellas contienen”, expresó Manuel Valencia Cardín, titular de la Secretaría de Cultura de Quintana Roo.

Agegó el funcionario cultural que los preparativos para conmemorar el bicentenario de la Independencia y el centenario de la Revolución de México incluyen, como en este caso, la exhibición de emblemas respectivos y talleres infantiles enfocados hacia ambas efemérides.

Este comentario fue dicho por Valencia Cardín en relación con el mural infantil Las carabelas de Cristóbal Colón, y la pieza del mes “Del porfirismo a la Revolución”, de David Alfaro Sequeiros, que se exhiben en la biblioteca pública central Javier Rojo Gómez, y la pieza del mes.

El mural Las carabelas de Cristóbal Colón (La Niña, La Pinta y La Santa María) está realizado con un fino sentido alegórico, ya que en primer plano aparecen unos remos que simbolizan precisamente los instrumentos para descubrir nuevos mundos dentro de la biblioteca.

Es decir, que en dichos remos se pueden leer los diversos servicios que ofrecen las bibliotecas públicas de la Secretaría de Cultura, tales como visitas guiadas, hora del cuento, círculos de lectura, asesoría de tareas, fotocopiado, préstamo a domicilio, Internet, entre otros.

Por su parte, la pieza del mes que se exhibe en el lobby de la biblioteca central es el fragmento “Los revolucionarios” del mural “Del porfirismo a la Revolución”, de David Alfaro Sequeiros, que se encuentra ubicado en el Museo Nacional de Historia (ciudad de México).

Este mural fue pintado entre 1957 y 1966 con piroxilina. El lenguaje plástico que usa Siqueiros apoya sus convicciones políticas. El dinamismo de las figuras establece un paralelismo con el ritmo del movimiento social, hacia adelante, incontenible.

En esta imagen se ve a la masa revolucionaria en su marcha hacia la conquista de sus ideales sociales. Entre la multitud podemos reconocer a algunos de los caudillos revolucionarios (Zapata, Obregón, Villa, Carranza), pero no sobresalen: se funden con el pueblo.

El ritmo que marcan los sombreros y los fusiles le da un dinamismo a la composición que corresponde con su sentido político.


Número de visitas:1653

+ Noticias de
Cultura


Nuestras Columnas

Bodas nocturnas y tortugas marinas
| Impacto Ambiental

Humillados
|El Arbitrario